ANDANDO ENTRE PEONIAS




   Esta excursión fotográfica-senderista se está convirtiendo en clásica para mi, ya que me gusta casi todos los años acercarme a Zaén de Arriba para, con la cámara colgada, asomarme al lugar que cada año me indica mi cuñado y guía Richard.

   En este 2015 hemos seguido unos metros para llegar a Bajil donde hemos comenzado entre amapolas y cebada nuestro camino, rodeado de chaparros, un bosque realmente precioso donde sólo te puedes adentrar unos pocos metros a fotografiar alguna peonía y regresar al sendero, ya que lo espeso de este citado bosque te puede acarrear algún serio problema si te adentras, a la hora de conseguir salir de él y regresar al camino.

   La peonía, flor de origen asiático, se da en una de sus variedades de manera silvestre en el noroeste de la Región de Murcia, estando muy ligada a enclaves húmedos y bien conservados, donde diversas micro reservas botánicas favorecen su presencia, siendo una especia totalmente protegida y la única manera de poderla coger es en fotografía, donde además consigues mantenerla viva años y años.


   Tras un paseo tranquilo, tomándonos el tiempo preciso para cada foto, cambiando continuamente el diafragma de la máquina, estando pendientes de las flores y del tiempo, donde lo mismo el Sol salia que se escondía tras las nubes, llegamos a la cumbre tras una muy pequeña subida, donde las vistas son realmente sensacionales, un lugar donde tendremos que regresar en la época donde las plantas aromáticas, que tanto se plantan en estos lugares, nos darán un colorido único y donde las fotos del amanecer tienen que ser de auténtico escándalo. Pero eso será en verano, de momento aquí te dejo unas cuantas fotos de esta jornada.



     

3 comentarios:

Francisco Gómez Trenchs dijo...

Bonita muestra del colorido de la primavera murciana, muy bien captada por tu experta cámara.

María José Collado dijo...

Una hermosa jornada sin duda. Un saludo.

Luis Carlos Roldán Simón dijo...

Preciosas fotos amigo Paco y muy bonito lugar.