RUTA DE LAS TRINCHERAS DEL VALLE PERDIDO



      A pesar de lo mucho que corrí de pequeño por la zona del Valle y Valle Perdido tengo que reconocer que la ruta de las trincheras ha sido algo totalmente desconocido para mí, razón por la cual he disfrutado doblemente en esta salida senderista que partía de El Valle Perdido, llegando a los restos del castillo de El Portazgo regresando al punto de partida por el sendero que parte desde los restos de la Casa de Juan Melgarejo.

    Una mañana que en esta época comenzaba fría pero terminó con la mochila llena de ropa gracias al Sol y estas temperaturas de enero en las tierras murcianas, además teniendo presente que al fondo de nuestra vista se divisaron esa jornada las cumbres de Sierra Espuña cargadas de nieve.

  Un recorrido al mismo tiempo histórico, ya que aunque no llegaron a ser utilizadas en ningún momento, nos muestran parte de nuestra historia reciente. Esa historia que nunca se tiene que repetir.

  Caminando por estos montes, hoy en día repoblados de pinos no puedes por menos imaginar ese precioso paraje sin un sólo árbol, al tiempo de pensar en que esas trincheras y puestos de ametralladoras, fueron realizadas con el esfuerzo de unos hombres pasando mucho frío - si se realizaron en invierno - o mucho calor - si fue en verano, ya que esta tierra tiene esos dos puntos climáticos y por aquellos años la ropa no se parecía mucho a la que utilizamos en la actualidad.

  Una escapada que merece la pena realizar, ya que es una excursión fácil de realizar y consigues oxigenar los pulmones entre tanto pino. 

  Aquí dejo tanto las fotos como la ruta realizada (no te asustes de los kilómetros que marca, ya que utilicé un móvil "viejo" que no es demasiado preciso en algunos momentos y marca unos cuatro kilómetros de más)



DE LOS URRUTIAS A CABO DE PALOS



    Con esta jornada hemos conseguido unir andando el límite de la provincia de Alicante con Cabo de Palos y por tanto la costa interior del Mar Menor.

     Una jornada donde hemos pasado por alguna de las playas con menos densidad de edificación del Mar Menor, en la cual termina enamorándote la Playa de los Alemanes, un bello rincón donde termina esa parte de costa para dar comienzo a La Manga, con un observatorio de aves que en la próxima primavera seguro acudiremos a disfrutar de sus vistas. 

   Aquí dejo las fotos y la ruta por si alguna persona quiere conocer este bello trozo de la costa murciana.

VER FOTOS DE LA RUTA


SEGUIR RUTA DE WIKILOC

DE LOS NAREJOS A LOS URRITIAS


      Reanudando nuestras salidas senderistas por la costa murciana, donde - algún día - conseguiremos el unir andando las provincias hermanas de Alicante y Almería, incluido en este empeño de andar toda nuestra costa, La Manga del Mar Menor, hemos realizado la etapa entre Los Narejos y Los Urrutias, en una mañana de sentimientos encontrados.

     Comenzamos con las aguas transparentes de Los Narejos, donde las distintas embarcaciones de pesca se encuentra ancladas en múltiples puntos de nuestro querido y sin embargo olvidado a la hora de cuidarlo, Mar Menor. Un paseo por la misma costa por un largo paseo donde el andar a esas horas de la mañana es un auténtico lujo y el ejercicio físico se acerca más a la diversión que al esfuerzo (la verdad es esa con un terreno tan llano). 

   Unas preciosas esculturas de arena nos obligan a parar y disfrutar también de este arte que la postre es efímero, pero sin embargo te llega al corazón.  

    En uno de los puntos más bonitos una escultura de José Sazatornil ("Saza" en el mundo del teatro y del cine) recordando sus largas estancias en estas tierras murcianas donde siempre salía con su inseparable bicicleta.

  La base militar nos impide seguir por la costa, teniendo que desviarnos por la carretera, para una vez sobrepasada encontrarnos con la "otra cara" del Mar Menor, esa cara de aguas sucias, de emisarios vertiendo aguas residuales de .... "donde sea" y según nuestro punto de vista, contaminando nuestras aguas. Luego algún "responsable" Regional, nos contará que no existen vertidos que las aguas están en perfecto estado para el baño... ¡Sin comentarios!.

   Culpables también todas aquellas personas que dejan el litoral con todo tipo de basuras y los responsable de limpiar la costa (aunque no tenga cerca ninguna urbanización).

   Por suerte la llegada a Los Urritias nos trae de nuevo otras vistas con las aguas más claras (también es cierto que en en noviembre no están cientos de bañistas entrando al agua y no se remueve el fondo), pero otra vez sube el ánimo al ver esta costa.

  Aquí dejo una galería de fotos y la ruta subida a Wikiloc por si alguien quiere seguir mis pasos. 

    ¡Fuera de la temporada de veraneo es un lujo pasear por estos lugares!.

   
PINCHAR PARA VER FOTOGALERÍA



VER RUTA EN WIKILOC

ANDANDO POR HONDARES




    En esta ocasión nos hemos dirigido al límite de la provincia de murcia con la de Albacete para realizar esta ruta que no presenta ninguna dificultad técnica.

   Hemos dejado el coche en el cruce de la subida a Charán, a pocos metros de pasar las Casicas del Portal.  Junto a un lugar en la carretera, donde también se puede dejar algún coche (aunque se queda muy cerca de la carretera) tienes muy bien señalizada la ruta con sus correspondientes hitos, los cuales es obligatorio seguir ya que te llevan al único lugar por donde puedes descender al sendero sin problemas de ninguna clase. 

   La bajada es un primer momento un poco pedregosa pero sin dificultad, para llegar a un sendero en perfectas condiciones el cual hemos tomado a la derecha para llegar al caserío de Hondares por donde continúa el sendero una vez atravesado el Arroyo del río Hondares, siguiendo el sendero para llegar al Pozo de las Tortugas o Cascada de Hondares, donde si te acercas sin hacer ruido tienes posibilidades de ver alguna tortuga leprosa que tiene su hábitat en este lugar donde en esta ocasión caía poca agua por su cascada.

  El mismo sendero te lleva de nuevo al comienzo del recorrido girando a la izquierda para comenzar a los pocos metros el que ahora se presenta a la derecha para subir.

  Unas dos horas de recorrido que se puede ampliar subiendo a Charán, pero nosotros hoy hemos preferido una cerveza en Zaén de Arriba para regresar a nuestros domicilios. 

PINCHAR PARA VER FOTOS

AMANECER EN LAS SALINAS DE SAN PEDRO DEL PINATAR



    Muchas veces nos parece muy duro eso de poner el despertador en un día de fiesta y además antes de la hora normal del resto de la semana. Te cuesta trabajo el poner los pies en el suelo y te convences a ti mismo para arrancar el coche cuando aún es noche cerrada y sigues pensando si no estarías mejor durmiendo.

  Pero cuando llegas a un sitio como son las salinas de San Pedro del Pinatar, necesitando una linterna para poner el trípode y la máquina y comienzas a escuchar a los flamencos y a las gaviotas empiezas a alegrarte de haber tomado la decisión.

   Cuando comienzas a ver los primeros rayos de luz el pensamiento ya te ha cambiado totalmente y llegas a ponerte casi eufórico de esa tranquilad que te ofrece la naturaleza en estado puro, las primeras luces rojizas y las primeras fotos son las que te confirman en tu decisión.

  Luego una salida totalmente espectacular del Sol que te obliga a estar totalmente atento sin ser capaz de captar algo que no sea el propio silencio de esa naturaleza. 

  Una vez terminado lo que querías ver, es obligado un pequeño paseo por los senderos marcados en las Salinas para no molestar la fauna que vive en ese precioso paraje, para llegar a la playa de El Mojón, donde todos pasean disfrutando del nuevo día de descanso.

   En resumen una salida fotográfica que ha merecido la pena y para aquellos que les cuesta mucho más eso de poner el despertador,  o las Salinas de San Pedro del Pinatar en Murcia le coge un poco lejos de su casa, aquí dejo un pequeño recuerdo gráfico de este citado amanecer.


PINCHAR PARA VER FOTOS

RUTA SENDERISTA FOTOGRÁFICA POR EL NOROESTE DE MURCIA



  
   Podríamos decir que ya es clásica la excursión para disfrutar de las Peonías por el noroeste de la Región de Murcia, la cual realizamos prácticamente todos los años. Unas flores que nos gustan mucho y que siempre hemos encontrado en número no superior a tres o cuatro por planta y siempre a la sombra del bosque carrascas y chaparrales que inunda estas tierras del noroeste murciano.

   En esta ocasión, hemos cambiado la ruta, y tras parar un poco el coche para sacar alguna foto de los campos con multitud de amapolas, dejamos el coche en Bajil para comenzar nuestra ruta de manera diferente a la de otros años, ya que nuestro guía Ricardo Rubio nos llamó con urgencia para sorprendernos con un gran grupo de peonías donde cada mata pasaba ampliamente la docena de flores, donde ademas nos encontramos el mayor número de las denominadas "baritas de San José " - gamones es su nombre técnico - (lo que cambia el tema poner una g en lugar de una j). Una sierra llena de colores en esta época, además con un día totalmente primaveral que nos permitió disfrutar de la mañana.

  El espectáculo fue realmente interesante y claro está, con las máquinas de fotos en las manos, optamos al final por acortar la caminata y alargar el tema fotográfico con otros campos de amapolas. 

  Una magnífica mañana que se ha visto recompensada al ver con tranquilidad alguna de las instantáneas realizadas. Espero que te guste alguna de ellas.